Clima de Lisboa


Lisboa posee un clima típicamente atlántico, generalmente cálido y soleado.

La temperatura media anual oscila en torno a los 17 ºC. Durante el invierno las temperaturas raramente bajan de los 5º C, mientras que en los meses de julio y agosto el termómetro ronda los 30 ºC.

En verano la temperatura no es sofocante debido a la brisa atlántica que normalmente sopla sobre la ciudad.

Los inviernos son suaves, aunque por la noche la temperatura suele descender ostensiblemente.

En cuanto a precipitaciones en Lisboa llueve por término medio unos 100 días al año, esto es, uno de cada cuatro días aproximadamente, si bien la mayoría de ellos se producen en las estaciones de otoño e invierno, siendo prácticamente insignificantes las lluvias durante la primavera y sobre todo el verano.

Lisboa es una ciudad que por su agradabe temperatura se puede visitar en cualquier época del año, aunque su estación ideal es la primavera, donde se convierte en una auténtica ciudad florecida... donde callejear es un enorme privilegio.